Para reflexionar

La enseñanza que nos dejó Gollum

Uno de mis libros favoritos es The Lord of the Rings, de J.R.R Tolkien. Lo leí como cuatro veces, los tres: La Comunidad del Anillo, Las Dos Torres y El Retorno del Rey. Vi las películas en sus versiones extendidas y casi me sé la historia de memoria. Pero pase de alto una gran enseñanza que se puede obtener de sus páginas… y no es mérito mío.

Hace ya algún tiempo me hice follower de Joshua Harris en Twitter. Para los que no lo conocen,  Joshua es un pastor y escritor norteamericano, más conocido por ser el autor del libro: “Le dije adiós a las citas amorosas” (I Kissed Dating Goodbye). Actualmente es el pastor de la “Covenant Life Church“. Yo sabía de él justamente por su libro “Le dije adiós a las citas amorosas” (que es un muy buen tema para otros posts), y un buen día de casualidad lo hallé y me hice seguidor de sus publicaciones. A los que les interese,  click al link.

Volviendo a lo de Joshua Harris, un día ingresé a mi perfil de Twitter y me llamó la atención un post suyo.

Uno de los personajes más importantes de la saga es Gollum, sin duda. Está a la altura de Aragorn, Frodo y Gandalf, y encima de personajes como Légolas, Gimli, Bilbo, Sam, etc. Para hacerla corta, recordemos que Gollum encontró, por casualidad, el Anillo Único. “Un Anillo para gobernarlos a todos. Un Anillo para encontrarlos a todos, un Anillo para atraerlos a todos y atarlos en las tinieblas en la Tierra de Mordor donde se extienden las Sombras”. En uno de los pasajes de la narración Gandalf relata a Frodo como Gollum dio con el Anillo… y este pasaje resalta de manera especial:

Todos los “grande secretos” escondidos en las montañas sólo habían sido noche vacía; no había nada más que descubrir, nada que valiera la pena, salvo sórdidas comidas furtivas y recuerdos de agravios. Se sentía completamente desdichado, odiaba la oscuridad y más aún la luz; odiaba todo, pero lo que más odiaba era el Anillo.

–   ¿Qué quieres decir? – dijo Frodo -. ¿No era su tesoro y lo único que le importaba de verás? Y si lo odiaba ¿por qué no se deshacía de él, o se iba, dejándolo allí?

–   Tendrás que empezar a entender, Frodo, después de todo lo que has oído – respondió Gandalf -. Lo odiaba y lo amaba, como se odiaba y se amaba a sí mismo. No podía deshacerse de él, pues no era ya cuestión de voluntad.

Es muy interesante observar que esta última descripción, donde narra como Gollum está atado al Anillo, se asemeja bastante a cuando una persona es gobernada por su deseos pecaminosos. Todas las “ventajas” que promete el pecado, y el placer que ofrece, se convierten en una “noche vacía”, y todas aquellas cosas que creíste que llenarían tu corazón solo te han dejado más vacío y triste que antes. Lo peor es que ahora yo no puedes escapar. Tienes el deseo de ser libre, el deseo de hacer las cosas derechas, pero no puedes, “pues no es ya cuestión de voluntad”.

Porque sé que en mí, es decir, en mi carne, nada bueno mora; porque la facultad de desear está presente conmigo, pero la facultad de obrar lo que es excelente no está presente. (Romanos 7:18)

Sin Jesús soy como Gollum, llamando “mi tesoro” a aquello que me está matando: el pecado; odiándome a mí mismo. ¡Pero afortunadamente hay esperanza! Jesús vino a salvar y redimir pecadores como yo, para librarnos de las cadenas del pecado. Con su muerte en la cruz está continuamente ofreciéndonos perdón por nuestros pecados, para vivir realmente LIBRES.

Anuncios

2 thoughts on “La enseñanza que nos dejó Gollum”

  1. Yo tambien lei el libro que mencionas, ese de Le dije adios a las citas amorosas. un libro muy tierno que encierra muchas verdades, aunque es muy dificil de seguir al pie de la letra, me entendes? no? ejejeje
    La analogia de la que habla tu post muy bueno la verdad. besos

  2. hey! muy interesante lo que decis en tu post. yo tambien me lei el libro y nunca repare en la analogia. por eso es q hay mucha gente que por mas que quiera no puede salir del vicio del alcohol, las drogas o el sexo. gracias a Dios que tenemos la certeza que hay una real escapatoria a todo esto y esa es CRISTo.

    Segui así, un abrazo y besos desde Rosario, argentina

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s